¿Menstruación eco-amigable y saludable? Sí se puede

Nov 5, 2019 | Cuerpo y Mente, Lifestyle, Nuevo

Amiga, ¿sabes a qué se deben más de 200,000 toneladas de desperdicios cada año? A los productos de higiene femenina que contienen plástico. La acumulación de basura a nivel mundial es progresivamente más alarmante debido a que cada vez hay menos espacio para disponer de ella. Y el material principal en muchos de estos productos no es biodegradable.

Estos productos concurridos comúnmente en el mercado no solo afectan el medio ambiente, también afectan tu cuerpo. ¿Por qué? Contienen químicos y materiales sintéticos que desbalancean tu nivel de PH vaginal, pueden causar irritación, infecciones y hasta condiciones más peligrosas.

Pero tranquila que hay opciones de productos de higiene femenina que son eco-amigables y saludables para tu cuerpo y tu sistema reproductor. Los productos que leerás a continuación varían entre opciones reusables, sin plástico, no tóxicas y orgánicas. Mega plus, al utilizar opciones reusables puedes ahorrar cientos de dólares, pues no tienes que estar comprando productos todos los meses del año. 

– Opciones Reusables –

1. Pads de Tela 

Por si aún no te has enterado (amigx, ¿dónde has estado metidx?), existen pads hechos de tela de algodón que aguantan tu flujo menstrual y que son reusables. El algodón es el material más saludable y recomendado para mantener tu nivel de PH vaginal balanceado. Esencialmente, funcionan igual a los pads que llevas usando toda tu vida, pero estos los lavas y los vuelves a utilizar en tu próximo periodo. Te los pones como cualquier otro pad desechable, pero en vez de pega, en las alas tienen un cierre de botón. Puedes encontrarlos en diferentes prints/colores, estilos y tamaños. Para todos los gustos y flujos.

Es común que muchas mujeres estén escépticas a este tipo de productos debido a que no conocen sobre el proceso de limpieza, y hasta les puede dar asco el lavarlos. Por eso te presentamos el modo de hacerlo; es más fácil de lo que crees, we promise:

  • Step 1: Pre-soak. En un envase lleno de agua fría y jabón (preferiblemente natural y sin fragancias) coloca el pad utilizado (con el área manchada boca abajo). Déjalo ahí sumergido por alrededor de
  • Step 2: Echa el pad en la lavadora con el resto de tu ropa. 
  • Step 3: Mételo a la secadora por no más de 20 minutos,  o déjalo secar completamente al aire libre. 

¡Listo!

Dónde encontrarlos: 

Linersitos: https://www.instagram.com/linersitos/

Lunapads: WEB 

Wildflower: INSTA

Zero Waste Store: https://zerowastestore.com/

2. Period Panties

Listen up! Si no sabías que existe ropa interior que puedes usar en tu periodo en combinación o por sí solos, sin tener que usar pads, tampones, ni una copa, ¡te vamos a cambiar la vida! 

Los period panties son literalmente panties que se ven y se sienten como los que llevas usando toda tu vida. La única diferencia es que estos tienen unas capas extra de telas absorbentes que atrapan tu flujo menstrual y te mantienen seca todo el día. Son seguros, eco-amigables y costo efectivos. Una inversión que, con el cuidado adecuado, te pueden durar muchísimos años y por consecuencia, ahorrarte mucho dinero.

Existen varias marcas que proveen diferentes estilos para todos los gustos, además de opciones con distintos niveles de absorción para que puedas encontrar el adecuado para tu cantidad de flujo menstrual. Desde los súper cómodos granny panties, hasta tangas para los últimos días en que tu flujo es más ligero. Te dejamos una lista de nuestras marcas favoritas donde los puedes encontrar.

Dónde encontrarlos:

Thinx: https://www.shethinx.com/

Lunapads: https://lunapads.com/

Ruby Love: https://www.rubylove.com/

Dear Kate: https://www.dearkates.com/

3. Copa Menstrual  

La copa es el producto menstrual del momento. Cientos de miles de mujeres alrededor del mundo han hecho el cambio a la copa menstrual, y 9 de cada 10 de ellas aún la siguen usando. No solo es fácil de usar, cómoda, accesible y libre de químicos, sino que también a la larga es sumamente económica.

La mayoría de las copas están hechas de silicona de grado médico, es decir, un material completamente seguro de usar. No obstante, algunas están hechas de goma, y si eres alérgica al látex esto puede ser un gran problema para ti. Por eso es importante leer los materiales para asegurarte que estés comprando un producto seguro para tu cuerpo. 

Cada vez existen más marcas y estilos de copas, por esto escoger la copa perfecta será un proceso, pero vale la pena hacerlo bien.  La mayoría de las marcas proveen solo dos tamaños; pequeña y grande. Las copas más pequeñas se recomiendan a mujeres menores de 30 años y que no hayan dado a luz por vía natural. Las grandes, por su parte, se recomiendan a mujeres mayores de 30 años, que hayan dado a luz por vía vaginal y/o que tengan un flujo más fuerte. Aunque tú sola lo puedes descubrir a través de los recursos en internet, nosotras recomendamos consultar con tu ginecólogx para que te oriente sobre el tamaño ideal para ti, ya que este también va a depender del tamaño de tu cuello uterino. 

Fact: Las copas aguantan más cantidad de flujo menstrual que los otros métodos. Dependiendo de tu flujo puedes usarla sin vaciar por hasta 12 horas corridas, lo cual es súper conveniente, sobretodo para nosotras girl bosses que pasamos tantas horas ocupadas en la universidad y/o el trabajo.  

¿Cómo me la pongo?

Insertar la copa menstrual es mucho más fácil de lo que parece, confía. Y si has usado un tampón anteriormente, ya estás casi al otro lado. 

  • Paso 1: Lávate bien las manos con agua y jabón desinfectante.
  • Paso 2: Lubrica el borde de la copa si lo consideras necesario. Puedes hacerlo solo con agua o un lubricante a base de agua (el lubricante debe ser a base de agua para que no afecte el material de la copa). 
  • Paso 3: Dobla la copa por la mitad, en forma de U, y sostenla con una mano y los bordes hacia arriba. 
  • Paso 4: Haz un squat como cuando te pones un tampón. Relaja todos los músculos de tu pelvis y cérvix  para que la copa entre con facilidad.
  • Paso 5: Inserta la copa, bordes hacia arriba, como si fuera un tampón. Acomódala poco a poco empujándola hacia adentro.
  • Paso 6: Una vez la copa esté adentro, aguanta la base y girala. Esto hará que se abra y selle herméticamente para que ningún fluido salga y la copa se mantenga en su lugar. Inserta un dedo y pásalo por todo el borde de la copa para que te asegures de que está abierta y sellada completamente. La copa debe sentirse redonda e inflada por todos lados.

¿Cómo me la quito?

Remover la copa es aún más fácil que insertarla. 

  • Paso 1: Lávate bien las manos con agua y jabón desinfectante.
  • Paso 2: Inserta tus dedos índice y pulgar, y agarra la base de la copa. Aprieta la base para romper el vacío de aire y sácala lentamente moviendo de lado a lado para que salga con facilidad.
  • Paso 3: Vacía la copa en el inodoro, lávala con agua y jabón, sécala y vuelve a insertarla. 

Si tienes alguna otra duda sobre el uso, los beneficios o cualquier cosa relacionada a la copa, Merodea tuvo un LIVE chat con una ginecóloga en donde contestamos todas las preguntas que nos enviaron nuestrxs seguidorxs. Entra aquí para verlo. 

¿Cómo cuido mi copa?

Dependiendo del cuidado que le des, tu copa puede durar desde 6 meses hasta 10 años. Además de lavarla con agua y jabón cada vez que te la quites, es sumamente importante esterilizarla antes de que comience tu próximo periodo. Esto para evitar contaminación mientras está guardada. Esterilizarla es sumamente fácil, solo tienes que echar la copa en una olla o envase con agua hirviendo y dejarla sumergida por 5 a 10 minutos. Mientras no esté en uso, asegúrate de guardarla en una bolsita de algodón (cuando compras tu copa te traerá la bolsita) o cualquier material que no retenga humedad.

Dónde encontrarlas:

OrganiCup: https://www.organicup.com/

DivaCup: https://divacup.com/

Lena: https://lenacup.com/

Lunette: https://www.lunette.com/

Dot: https://dotforall.com/

– Opciones desechables: sin plástico y orgánicas –

Si no deseas usar ninguna de las opciones reusables, opta por opciones que no contengan plástico y que sean orgánicas. 

 

1. Tampones sin plástico 

Puedes conseguir tampones con el aplicador de cartón, que son de algodón orgánico y sin químicos tóxicos en Rael. Al ser de cartón, ayudan a reducir la utilización de plástico y es biodegradable. 

Además, existen tampones que se compran sin aplicador de plástico ni cartón. En otras palabras, es solo el algodón. En dicho caso, ¡existen opciones de aplicadores reusables que puedes comprar! La primera marca que desarrolló este concepto es DAME. Puedes leer en internet acerca de las experiencias de diferentes mujeres que optaron por intentar este aplicador de tampón reusable . Una señala que le gustó más que el tampón con aplicador de cartón debido a que era más fácil de insertar. 

Escoge o  intenta la opción que sea mejor para tu cuerpo y gusto. Puedes alterar o utilizar más de un producto durante la menstruación. 

 

Aunque hemos progresado muchísimo en los últimos años, aún nos falta trabajar en desaparecer por completo el estigma de que la menstruación es algo sucio y vergonzoso. La sangre es algo completamente normal, corre por el cuerpo de todo ser vivo, y puede salir del cuerpo de muchas formas. La realidad es que la menstruación es algo hermoso, y que debe ser una fuente de empoderamiento para todas. Después de todo, un ciclo menstrual saludable es lo que nos permite crear vida. Muchas mujeres alrededor del mundo dan testimonio de que cambiar su mentalidad sobre su ciclo menstrual y reconocerlo como algo completamente natural, les ha permitido conectar más profundamente con ellas mismas.  Así que exploremos nuestros ciclos, conectemos con ello y comencemos a tener una mejor relación con nuestros cuerpos a través de la aceptación y la desestigmatización. 

¡Qué viva la regla!

Por:

Karina Reyes

Alicia Soler